Sep
01
2014

Mejora tu salud sin moverte de tu escritorio

Sigue estos cinco consejos que te servirán para mantenerte sano, concentrado y productivo sin salir de tu oficina.

Por Lisa Evans
10-02-2012

Sabemos que la salud física influye en el desempeño laboral, sin embargo, las obligaciones del día a día suelen ganarles a las recomendaciones de los doctores. Aunque los estudios demuestran que tomar un descanso de 10 minutos por cada 50 minutos de trabajo mental intenso ayuda a tu cerebro a mantenerse en óptimas condiciones, levantarte de tu escritorio no siempre es una opción viable, especialmente para los emprendedores novatos.

Por eso, te recomendamos seguir estos consejos para mantenerte sano y productivo, sin moverte de tu lugar. 

1. Estimula tu sistema inmunológico con agua de limón
Exprime un limón completo en un vaso casi lleno de agua. Esto le ayudará a tu hígado a metabolizar los desechos más efectivamente, evitando problemas digestivos, gases, constipación y dolor del cuerpo. Además, el limón tiene un aroma revitalizante que te hará sentirte más enérgico y alerta. 

2. Deshazte de tu silla para mejorar la postura
Las malas posturas inhiben la circulación de la sangre a los órganos. Una postura incorrecta también puede provocar dolor en la baja espalda, el cuello y los hombros que, a su vez, afectan la concentración y generan dolores de cabeza. 

Cambia la silla de tu escritorio por una pelota inflable para ejercicios (como las que se usan en Pilates) que te permitirá mantener la espalda derecha mientras que fortaleces los músculos. Hacer este tipo de posturas ergonómicas acelera la entrega de oxígeno al cerebro, lo cual impulsa la concentración y la agudeza mental. 

3. Come snacks con alto contenido energético
La proteína mantiene estable el azúcar en la sangre, lo que previene los cambios drásticos en el nivel de azúcar que se produce al comer sólo carbohidratos.

Cambia tu café diario y tu dona por tentempiés con alto contenido proteínico como lo son las almendras naturales, las futas, el hummus y los vegetales. Evita consumir azúcares refinadas para asegurar un desempeño mental óptimo a lo largo del día. 

4. Bebe más agua 
Tomar agua mantiene el cerebro y los músculos hidratados. Todos hemos escuchado el consejo de que necesitamos tomar 2 litros de agua al día, pero no es la misma medida para todos. Tu peso en kilogramos debe ser igual a tu consumo de agua (en onzas) al día. Por ejemplo, si pesas 77 kilogramos debes tomar 77 onzas de agua (2,183 litros), y así progresivamente. Si haces ejercicio debes multiplicar este número (por ejemplo, 77 onzas de agua) por 16 a 20.  

5. Estírate en tu escritorio
Tomarte un breve descanso para hacer estiramientos ayuda a mejorar la circulación permitiendo que el oxígeno llegue mejor al cerebro, y disminuye la tensión en los hombros y en el cuello que es el causante de los dolores de cabeza. Te recomendamos estos ejercicios:

- Pon la espalda derecha, dobla tu codo hasta llevar tu mano derecha a la parte trasera de tu cabeza hasta alcanzar la oreja izquierda, luego acerca tu barbilla hasta el hombro derecho. Mantenlo así por 30 segundos y haz lo mismo del otro lado. Esto hará que estires los músculos de la cabeza que por lo general son los que provocan migrañas y dolores de cabeza. 

- Para estirar el cuello y la espalda alta, pon las dos manos en la parte trasera de la cabeza  y permite que el peso traiga tu cabeza hacia el frente mientras mantienes la espalda derecha. 

- Con tu mano derecha en tu cadera derecha, alza el brazo izquierdo hacia el techo. Dobla la cintura hacia la derecha para estirarte. Repite el ejercicio del otro lado. Hacer esto te ayudará a abrir la caja torácica y maximizar la circulación del aire a los pulmones.

- Para estirar la espalda alta, párate y pon ambas manos sobre el escritorio enfrente de ti y da algunos pasos hacia atrás de manera que dobles la cadera mientras que tus brazos se estiran y mantienes la cabeza viendo al piso. 

Comentarios
cp_ipad cp_ipad cp_ipad