33 formas de llegar | SoyEntrepreneur

Oct
30
2014
Street Talk
33 formas de llegar

Michael Gerber sugiere que lo primordial para que un emprendedor consiga sus metas es preguntarse: ¿Quién soy yo?

29/10/2012

Michael Gerber sugiere que lo primordial para que un emprendedor -y cualquier otra persona- consiga sus metas es preguntarse y responder a la cuestión: ¿Quién soy yo?

Sí, existen al menos 33 formas de llegar ahí. ¿A dónde? Adonde sea que estés yendo. Pero a donde sea que estés yendo más vale que sea algo importante. Más vale que signifique algo para ti. Más vale que te dé calor y te provoque  escalofríos, sudor y  estremecimiento. Porque si eres un emprendedor que va en camino hacia un lugar que puedes ver, oler, probar y sentirte hambriento por, más vale que sea algo por lo que estés dispuesto a sacrificarlo todo.  

33 formas: Puedes ir a la izquierda y dar la vuelta, y luego dirigirte a la derecha. Puedes ir a la derecha, dar una vuelta a la izquierda en la esquina, tomar otra izquierda, y luego girar a la derecha. Puedes ir hacia arriba, puedes ir hacia abajo; puedes ir arriba hacia la derecha y arriba hacia la izquierda. Puedes ir arriba hacia el norte o hacia el sur, puedes ir de este a oeste, o de oeste a este. Puedes ir a innumerables lugares, pero siempre regresarás al lugar de donde provienes. 

De donde provienes; éste es el lugar donde empiezas y el lugar al que regresas. Éste es el lugar que Dios te dio y al que le puso tu nombre. Es por eso que debemos iniciar desde ahí. Detente por un momento. Deja de leer este texto por un momento para preguntarte esta cuestión: ¿Quién soy yo? Pregúntate de nuevo: ¿Quién soy yo? 

¿Cuál fue la respuesta? ¿En qué pensaste cuando te hiciste esa pregunta? Existen 33 formas de hacerte esa pregunta, incluso más. Y la respuesta es lo más importante que jamás perseguirás. ¿Quién soy yo? Hasta que no te hagas esta pregunta 33 veces no sabrás por qué la respuesta a esa pregunta es lo más importante que jamás escucharás. 

No podrás saberlo hasta que lo hagas. Y no lo podrás hacer hasta que sientas el hambre de saberlo. Y no puedes estar lo suficientemente hambriento hasta que no dejes de distraerte por todas las preguntas que te haces sobre todas las cosas y de nada importante. 

Y, como lo dije al comienzo de este post, si al lugar al que vas no te estremece, no te hace sudar, no te emociona, no te hace desearlo con todo tu ser, la respuesta no vendrá y no tendrá sentido. Sólo te quedarás sentado deseando que pudieras desear, deseando que pudiera importante, deseando poder salir de ahí, de ese lugar desde donde me estás leyendo. 

Los emprendedores piensan que el mayor producto de su vida es un negocio que los hace ganar dinero. Cuando, en realidad, el producto de su vida es algo mucho más grande. El producto de nuestra vida es ¡nuestra vida misma! Es el significado que descubrimos en la vida. Es esta misma realidad llamada: YO SOY

Espero que me acompañes a soñar. Espero que me preguntes acerca de The Dreaming Room. Escríbeme a Michael@michalelegerber.com y dime que me leíste en SoyEntrepreneur y que estás listo para tomar alguna de esas 33 formas. 

Comentarios