Sep
23
2014

Qué software y hardware elegir para tu negocio

¿PC o Mac? ¿Apple o Windows? Define qué tareas hacen tus empleados y qué programa se ajusta mejor a sus necesidades.

Por J. Blum y A. Mowl
11-13-2012

¿Apple o Windows? Hace no mucho tiempo, la respuesta de un empresario a esta pregunta hubiese quedado reducida a un muy limitado ecosistema de computadoras, smartphones y software que, además, no se combinaban muy bien entre sí. 

Hoy, esa decisión no es un problema, gracias a la programación que permite que la tecnología –incluyendo las tablets y smartphones más nuevos- trabajen en diferentes plataformas. 

Para obtener la opinión del paradigma entre Apple vs. PC consultamos al experto Campbell Hyers, co-fundador de Control Group, una empresa ubicada en Nueva York que se especializada en crear flujos de tecnología para ambientes laborales.“Actualmente no veo una batalla entre Mac vs. PC” dice Hyer. “Se trata más de conseguir la herramienta correcta para el trabajo en concreto”. 

Además, el experto comparte estos consejos: 

Primero enfócate en lo que debes hacer. Después, enfócate en el hardware
Los empresarios novatos no deberían pensar demasiado en la tecnología. Tener mucho muy pronto puede afectar tu presupuesto y no entregarte las soluciones que esperas. Es muy fácil conseguir el más nuevo software de CRM, o lograr una buena integración con Google Apps o instalar una herramienta súper poderosa de e-mails.

Sin embargo, estas tecnologías no te ayudarán a empezar tu negocio desde cero. Lidiar con estos asuntos puede costarte mucho tiempo y dinero. Mejor, en un comienzo sólo adquiere lo mínimo que necesitas para poder hacer bien el trabajo.
 
Atrévete. Mezcla Macs y PCs
Probablemente desees que tus máquinas trabajen juntas y sin interrupciones, pero esto no es del todo necesario. Las empresas gastan mucho tiempo tratando de ingeniar una manera perfecta de que una herramienta de marketing como MailChimp se comunique con una de diseño como InDesign. Pero esto no es productivo. 

Lo que realmente funciona es tener, por ejemplo, dos máquinas en un escritorio: una PC para las hojas de cálculo y tareas de ese tipo, y una Mac para el diseño. Así, tu personal puede cambiar de una máquina a otra dependiendo de lo que necesite hacer. Podría parecer arcaico pero en realidad es fácil y rápido de implementar. 

Dale a cada quien el software que necesita
Google Apps está emergiendo como una gran herramienta para pequeños negocios puesto que con ella es fácil hacer documentos, presentaciones y hojas de cálculo. Pero no funciona para trabajos más complejos o presentaciones sofisticadas como las que Windows permite.

Por lo tanto, definir quién recibe qué software o apps se resume a qué tareas específicas deben realizar empleados específicos. La clave está en no ser demasiado exagerado y gastar dinero en compras de software que alguien cree necesitar, pero que nunca usan. 

Comentarios
cp_ipad cp_ipad cp_ipad