Oct
22
2014

6 formas de usar Cloud Computing en tu negocio

La 'nube' ofrece soluciones que pueden mejorar tu atención al cliente y ayudarte a resolver problemas.

Por Joe Weinman
01-24-2013

El cloud computing –o trabajar en la ‘nube’- es apropiado para muchas cosas, pero no para todo. La respuesta correcta de para qué sirve sería: Depende. Diferentes empresas con estrategias diferentes en diferentes momentos pueden tener una opinión de para qué y cómo usar la “nube”. Te dejamos algunos ejemplos de cómo puede ayudarte en tu negocio:  

Añadir información
La nube puede mostrarte información que no tengas disponible fácilmente, por ejemplo: estatus de vuelos, precios y posibles retrasos de envíos; datos de inventario; y algoritmos que buscan correspondencias entre personas.

Construir conversaciones, conexiones y comunidades
Una serie de comunicaciones entre dos personas es una conversación. Las conversaciones crean conexiones. Conversaciones y conexiones entre personas que comparten intereses, valores y metas crean comunidades. Hoy en día las comunidades ya no se basan en el espacio geográfico; ahora, las redes globales permiten que dos personas generen lazos sin importar dónde se encuentren.

A veces, las relaciones virtuales reflejan las relaciones del mundo real. Por ejemplo, Classmates.com crea una comunidad virtual dependiendo de la escuela a la que fuiste. En otros casos, el mundo real refleja las conexiones creadas en el ciberespacio. La nube permite descubrir comunidades, comunicarse con los miembros de esas comunidades y mantener conexiones con ellos, las cuales pueden resultar muy beneficiosas para tu empresa.

Permite la colaboración, la competencia y el crowdsourcing
La competencia está estrechamente ligada a la colaboración, sólo que en la colaboración, las metas se alinean; en la competencia, se oponen. Los juegos online de multijugadores son una mezcla entre ambos: Los participantes colaboran los unos con los otros para ganarles a otros equipos, como en World of Warcraft.

Pero la competencia no se restringe a magos y batallas espaciales. Kaggle “es una arena donde puedes empatar tus habilidades científicas contra un grupo de expertos”. EdisonNation.com ofrece concursos para diseñar productos. Usar la nube puede entregarte la posibilidad de que personas capaces “compitan” por resolver tus problemas.

Netflix hizo esto con Netflix Prize, que consistía en una competencia abierta para diseñar el mejor algoritmo para recomendar películas. Mejorar la calidad de estas recomendaciones es importante para la compañía, puesto que asegurar que la gente disfrute las películas que ven en Internet es una forma de asegurar que seguirá pagando por el servicio.

Facilitar el comercio
Los mercados reúnen compradores y vendedores, evitando la enorme cantidad de conexiones que antes se requerían.

El concepto de dinero por sí mismo (ya sea arroz en el antiguo Japón o sal para los romanos) facilita las transacciones entre comerciantes; el dinero permitió la creación de los primeros mercados. En Grecia, el agora servía como mercado. Hoy, el mercado físico ha sido reemplazado por herramientas online, y el agora físico por el “ideagora”, mercados online que permiten la innovación.

Ejemplos hay varios: OpenTable.com que empata cenas con prospectos con mesas abiertas en restaurantes; Kickstarter y Kiva que acercan a emprendedores que necesitan dinero con personas que lo tienen. ZocDoc que reúne pacientes con doctores; y TaskRabbit que junta a gente con habilidades, tiempo y deseo de ganar dinero con trabajos parciales, como recoger la ropa de la tintorería.  

Aumentar la capacidad
La capacidad que ofrece la nube para almacenar datos puede complementar a la capacidad existente de un dispositivo, e incluso reemplazarla. La nube puede otorgarte la perfecta combinación entre flexibilidad y bajos costos para conservar tu información y acceder a ella desde cualquier lugar.

Mejorar la experiencia del cliente
De la misma manera que encontrar un Starbucks en cada rincón reduce el tiempo necesario para comprar un café, tener acceso a la información desde cualquier lado y en cualquier momento reduce el tiempo necesario para interactuar con otra persona, en específico con un cliente. Reducir el tiempo de respuesta mejora considerablemente la experiencia de compra del consumidor y ayuda a ofrecer un mejor servicio al cliente.

Comentarios