Oct
23
2014

¿Por qué levantarse temprano?

Aprovechar las mañanas te ayudará a mejorar tu productividad y a iniciar el día con actitud positiva.

Por Lisa Evans
06-12-2013

Como dueño de un negocio, es probable que te parezca que el día no tiene suficientes horas. Por eso, aprovechar el poder de las mañanas -el momento del día con menos demandas- podría ser la clave para aumentar tu productividad.

Durante 15 años, la presidenta de Starbucks, Michelle Gaas, ha puesto su alarma a las 4:30 a.m. para salir a correr. Gretchen Ruber, la popular autora de The Happiness Project  (El Proyecto Felicidad) se despierta, sin falta, a las 6 a.m y trabaja por una hora antes de que el resto de su familia se despierte. La experta en administración del tiempo Laura Vanderkam destaca lo que hace importantes a las mañanas y cómo podemos usarlas más eficientemente en su libro What The Most Successful People Do Before Breakfast (Lo que la gente más exitosa hace antes del desayuno).

Éstos son algunos de los beneficios de dejar más temprano la cama:

Es menos probable que te distraigas en la mañana
Los días de los emprendedores se llenan de pendientes rápidamente. Si esperas hasta la tarde o la noche para hacer algo significativo para ti como ejercitarte o leer, es más probable que elimines estas actividades de tu lista de pendientes.

Las mañanas te permiten establecer el tono positivo para todo el día
Si alguna vez has apagado la alarma del despertador o has olvidado poner el lunch de tus hijos, entonces sabes que iniciar el día con un fracaso así puede disminuir tu optimismo y afectar tu productividad en el trabajo. Vanderkam dice que levantarse temprano permite iniciar el día con una victoria y establecer el tono para un día feliz y productivo.

Si el simple pensamiento de levantarte temprano te causa terror, Vanderkam recomienda seguir estos cuatro pasos para transformar hasta al noctámbulo más habitual en una persona mañanera:

1. Ten un diario de tiempo
Vanderkam dice que una de las razones por las que a las personas no les gusta madrugar es porque prefieren permanecer despiertos hasta tarde. La experta recomienda mantener un diario de tiempo durante una semana para mostrarte dónde podrías usar tu tiempo más eficientemente. Vinderkam ha descubierto que cuando muchos noctámbulos profesos ven su diario, comúnmente encuentran que no están usando sus horas de la noche en algo disfrutable.

2. Imagina tu mañana perfecta
Imagina qué podrías hacer si tuvieras una hora extra al día: ¿harías ejercicio?, ¿leerías el periódico en lugar de únicamente los titulares? “Levantarse temprano no se trata de castigarte. No te levantarás de la cama a menos de que tengas una buena razón para hacerlo”, afirma Vanderkam.

3. Planea tu mañana
Una vez que has decidido qué quieres hacer con el tiempo extra, planea cómo ejecutarlo y adelanta cuanto sea posible la noche anterior. Por ejemplo, si quieres hacer ejercicio en la mañana, deja puesta tu ropa o reúne los ingredientes para el desayuno.

4. Crea el hábito lentamente
Vanderkam dice que lo más probable es que apagues el despertador y te quedes dormido si intentas cambiar tus hábitos drásticamente. Así que en lugar de poner tu alarma a las 5 a.m. si normalmente te despiertas a las 7:30 a.m., fija tu alarma 10 minutos antes cada día.

Para asegurarte de que no pierdas sueño, trata irte a dormir 10 minutos antes cada noche. Si esto se te complica, pon una alarma también para irte a dormir. 

Comentarios