Jul
25
2014

Transforma un servicio tradicional

Con tecnología y creatividad, la chiapaneca U-Tour convirtió un reproductor de MP3 en una práctica guía interactiva de viaje.

Por Ilse Maubert Roura
12-07-2009

La innovación es un factor clave para ofrecer un valor agregado en cualquier negocio y así diferenciarse de la competencia, y Rodolfo Laddaga lo sabe. Por eso, cuando vendió su empresa dedicada a la señalización digital y decidió volver a empezar, sabía que este elemento tenía que estar presente en su próximo emprendimiento.

Y acertó. A poco más de un año de operación, U-Tour –firma que desarrolla contenido multimedia para reproductores MP3 de última generación– ganó el Premio Dell-American Express 2009 a la Empresa más Innovadora. También se hizo acreedora de un reconocimiento por parte de la ONU como mejor contenido electrónico en el mundo en la categoría de cultura del World Summit Award (WSA).

Todo comenzó en un viaje a la ciudad de San Francisco, EE.UU., durante una visita guiada por audio a la cárcel de Alcatraz. “Escuchamos pero no vimos nada”, recuerda Rodolfo. “La descripción y la explicación eran buenas, pero nos faltó ese apoyo visual que nos hiciera referencia al momento histórico”.

Entonces surgió la idea de utilizar un aparato capaz de reproducir audio y video para crear guías turísticas con contenido multimedia, que le permitiera al cliente conocer la herencia cultural de un sitio de manera didáctica, entretenida e interactiva.

Diseñando el negocio
El primer paso fue desarrollar el software necesario. Para ello, el emprendedor y su socio Alejandro Machorro se prepararon como programadores y crearon una plataforma única diseñada específicamente para que los turistas entendieran cómo utilizar los dispositivos y le pudieran sacar el mayor provecho al material disponible.

¿Cómo funciona? La persona renta por hora o por día un reproductor digital con audífonos nuevos –por un costo que va desde $60 hasta $120, dependiendo del destino– en el que viene precargada la información del sitio turístico que se vaya a conocer, como fotografías, grabaciones e ilustraciones, y un mapa de la zona. En el transcurso de su visita, el cliente ingresa al contenido que le interese conocer del lugar.

Hasta el momento, el equipo ha invertido $4 millones en desarrollar guías para cinco destinos del estado de Chiapas: San Cristóbal de las Casas –de donde es originaria la empresa–, Palenque, Comitán, Tuxtla Gutiérrez y Tapachula. Asimismo, la compañía hizo el recorrido digital para la muestra “Domenikos Theotokopoulos, 1900 El Greco” del Museo del Palacio de Bellas Artes, en la Ciudad de México.

De acuerdo con el director general de U-Tour, esta nueva forma de visitar una ciudad, exposición, museo o sitio arqueológico permite profundizar el conocimiento, la comprensión y el placer de la mirada del espectador. “El objetivo es crear toda una experiencia para el turista”, afirma Laddaga. “La guía virtual es personalizada. Es decir, tú eliges lo que quieres ver, en el orden que desees y puedes parar, repetir o saltar la información y disfrutar del contenido según prefieras”.

Si el lugar se presta para ello, también se ofrecen comentarios de especialistas, un directorio de tiendas, restaurantes y hoteles, avisos sobre eventos culturales y un audio diccionario con las frases más comunes para ayudar a los turistas extranjeros a comunicarse.

La flexibilidad del dispositivo es tal que incluso se pueden agregar videos y dramatizaciones. “En el sitio de Palenque se hizo una reconstrucción digital de los templos y se contrataron actores para recrear el estilo de vida de los mayas de aquel tiempo”, explica el empresario. “Todos estos elementos le ayudan a la gente a entender cómo estaba conformada la ciudad en su época de esplendor y hacen que se transporte al pasado”, afirma.

Creando alianzas
Como señala Laddaga, el éxito de U-Tour no radica sólo en la innovación, sino en sumar el talento necesario para llevar al proyecto al siguiente nivel. Para crear un contenido histórico de calidad, el equipo se apoya en expertos como historiadores, cronistas y arqueólogos, así como en archivos históricos. “La parte de la investigación la aporta el profesional y nosotros convertimos ese conocimiento en información fácil de entender y que sea entretenida para nuestros clientes”.

Además, se asesoran con organismos como la Secretaría de Turismo para comprender mejor la parte turística y aprovechar de manera eficaz este mercado. “Están muy interesados en el proyecto y nos han apoyado mucho porque es una forma novedosa, sofisticada y de vanguardia para promocionar los atractivos que México tiene que ofrecerle al mundo”, comenta.
Otro plus que tiene la empresa es que diseñaron un sistema que les permite conocer el comportamiento individual de cada consumidor. Así, miden su nivel de satisfacción, saben qué material es el más popular y cuál es la frecuencia de uso. “Analizamos todos esos datos y los traducimos en mejoras en el servicio para fortalecer el negocio”, afirma.

A partir de esta evaluación, el empresario detectó que la mayoría de sus clientes son jóvenes que están familiarizados con este tipo de tecnología y la saben utilizar. A su vez, a los niños les atrae esta forma de conocer los lugares, por lo que les piden a sus padres que contraten el servicio. Y, aunque los adultos son su mercado más esporádico, también hay quienes rentan los aparatos para disfrutar de la cultura de manera diferente.

Con vistas hacia el futuro
Hoy Laddaga se siente satisfecho con los resultados obtenidos. A pesar de la crisis económica y la emergencia sanitaria producida por el virus de la influenza AH1N1, que sí afectó el negocio, U-Tour tiene fuertes planes de crecimiento.

A nivel nacional, la empresa ya está en pláticas con el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) para habilitar esta tecnología en otros museos, monumentos, ciudades, zonas arqueológicas como Tulum (Quintana Roo) y parques nacionales como el Cañón del Sumidero (Chiapas).

También tiene previsto expandir sus horizontes. Al ser la única firma con esta idea en América Latina, el concepto ha atraído a mercados como Argentina y España –donde ya obtuvieron la licitación para desarrollar la guía multimedia para el Templo de La Sagrada Familia en Barcelona–. Asimismo, proyectan crear un esquema de licencias para vender su concepto a otras partes del mundo.

Además, el equipo trabaja en el desarrollo de un servidor que funcione para otras plata-formas móviles que soporten la reproducción de su material turístico en video.

www.SoyEntrepreneur.com

Comentarios
cp_ipad cp_ipad cp_ipad